Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Con cerca de US$100 mil millones comprometidos dentro de la cartera de inversiones mineras en el país para 2020, las inmobiliarias ya decidieron mover sus grúas hacia el norte.

09 de Agosto de 2012.- Entre y Arica y La Serena se extiende este fenómeno, destacando que de aquí a dos años, sólo en Calama, se espera que lleguen 25.000 nuevos trabajadores, más sus familias.

Con cerca de US$100 mil millones comprometidos dentro de la cartera de inversiones mineras en el país para 2020, las inmobiliarias ya decidieron mover sus grúas hacia el norte.

Iquique, Antofagasta, Copiapó y La Serena son las grandes urbes que han comenzado a sentir el boom de la minería, reflejado en la gran cantidad de nuevos proyectos inmobiliarios que se sustentan, en buena parte, por el nuevo flujo de trabajadores mineros que están llegando a esas zonas.

Paula Quispe, encargada de estudios de la Cámara Chilena de la Construcción (CChC) de la oficina de El Loa, comentó que “los proyectos mineros que están comenzando atraerán a mucha gente que no pertenece a la zona. Se estima que en los próximos dos años llegarán más de 25.000 trabajadores, donde ciertamente un porcentaje importante se vendrá a vivir junto con su familia”. Según datos de la CChC, el 95% de los proyectos de casas y departamentos que se construyeron –o que ya iniciaron la edificación– en Calama entre 2011-2012, está vendido.

Exodo hacia el norte

Víctor Rubio, gerente comercial de la inmobiliaria Progesta, ante la escasez de terrenos en Santiago, dijo que “muchas inmobiliarias hemos empezado a mirar hacia las regiones, sobre todo al norte, aprovechando el boom de la minería”. El ejecutivo agregó que “si en la actualidad uno va a Antofagasta o a Calama, se va a encontrar con que no existen departamentos nuevos con entrega inmediata, sólo hay proyectos para 2013 y 2014”.

Jaime Avilés, gerente zonal del proyecto inmobiliario Serena Golf (La Serena), aseguró que el 60% de sus viviendas son compradas por trabajadores ligados a la minería, y añadió que “una de las variables que explican este fenómeno es el hecho que en la región desde hoy hasta el término de la próxima década se invertirán aproximadamente US$7.000 millones en minería”.

Velocidad de venta e inversiones

Según Roberto Bascuñán, gerente general de la inmobiliaria RVC, “en el norte, nuestra velocidad de venta promedio mensual varía de siete a 10 unidades por proyecto”.

En tanto, Carolina Büchi, directora ejecutiva de la inmobiliaria Imagina, aseguró que “la velocidad de venta de nuestro proyecto en Calama es bastante similar a muchos proyectos de Santiago, lo importante es que dado que hoy existen cada vez más problemas para construir en altura en Santiago, se empieza a hacer más interesante venir a lugares como Calama”.

Según la CChC, en Antofagasta, el último índice de velocidad de venta reportado en la zona es de 105 unidades para los departamentos y 19 unidades para casas mensualmente. A eso habría que agregarle el dato que el 69,5% de los nuevos proyectos en construcción, son departamentos.

Hablando de ventas y búsqueda de terrenos, el gerente de RVC indicó que “en 2012 y 2013, sumaremos en el norte una escrituración de US$415 millones. Dentro de este monto, Antofagasta concentra el 50%, seguido de Iquique y La Serena con un 20% cada uno. Por otro lado, tenemos firmadas promesas de grandes paños de terreno en Calama, que corresponden al 10% restante, donde las ventas se deberían incrementar por otros US$70 millones”.

Finalmente, la directora ejecutiva de Imagina, además de estimar que facturarán US$21 millones con su proyecto de Calama, indicó que “estamos buscando otros terrenos en Calama y Antofagasta”. Por otro lado, el ejecutivo de Progesta anunció que “estamos analizando planes en Copiapó y Antofagasta”.

95% de los proyectos de casas y departamentos que se construyeron –o que ya iniciaron la edificación– en Calama entre 2011-2012, está vendido.

Estrategia
Portal Minero