Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Internacional

Estos yacimientos pueden suministrar hasta un quinto del carbón de que se comercia en el mundo.

17 de Agosto de 2012.- BHP Billiton dijo que podría eliminar puestos de trabajo en sus yacimientos de carbón australianos, ante el impacto del deterioro de la actividad mundial, la última señal de que las mineras globales están reduciendo sus operaciones debido al enfriamiento de la industria china.

La posibilidad de reducciones de empleos genera dudas sobre la solidez del "boom" minero en Australia, que ha dependido de los cientos de millones de toneladas en importaciones chinas de mineral de hierro, carbón, cobre y otros minerales durante buena parte de la última década.

En asociación con la japonesa Mitsubishi, BHP opera media docena de minas cobre en Bowen Basin en Queensland, las cuales producen en su mayoría carbón metalúrgico usado en la fabricación de acero.

Estos yacimientos pueden suministrar hasta un quinto del carbón de que se comercia en el mundo.

Previamente este año, BHP cerró una de esas minas diciendo que tenía débiles márgenes de ganancias.

La mayor rival de la compañía, Rio Tinto , anunció en julio que reduciría un número no especificado de puestos de trabajo en una de sus minas de carbón australianas debido a una caída en los precios del mineral.

"Ante el telón de fondo de un aumento de los costos y la caída de los precios de las materias primas, continuamos centrándonos en disminuir nuestros gastos generales y operativos", dijo BHP en un comunicado enviado por correo electrónico.

"No tenemos intención de brindar detalles sobre ajustes específicos, pero claramente podría haber cierto impacto en el número de empleos en algunas áreas", agregó, en respuesta a una pregunta en torno a reportes sobre despidos en minas de carbón.

El debilitamiento de la demanda en China, donde la economía se expande a su menor ritmo en más de tres años, ha llevado los precios del carbón, el mineral de hierro y otras materias primas a sus niveles mínimos en años, lo que impacta en las ganancias de mineras como BHP, la brasileña Vale SA, Xstrata y AngloAmerican.

BHP abandonó un plan de inversión a cinco años de 80,000 mdd anunciado en el 2011, cuando los mercados de las materias primas operaban sólidos, y desde entonces sostuvo que revisaría sus proyectos de ductos y se centraría en recortar gastos.

La compañía emplea a unas 10,000 personas en las minas de carbón de Queensland que administra junto a Mitsubishi, lo que incluye a 3.500 empleados sindicalizados ya involucrados en una disputa de 18 meses por mejores condiciones laborales y garantías de sus puestos de trabajo.

Hasta hace relativamente poco, la creciente demanda por materias primas generaba entre las mineras una ola de contratación de personal. Los altos salarios y beneficios muy ventajosos, como campamentos mineros con amplias comodidades y jugosas vacaciones, se volvieron algo común.

"El sector pasó a representar un 9% del PIB general desde el 3% en el pasado", dijo Ric Deverell, analista de materias primas de Credit Suisse.

Sin embargo, están creciendo señales que indican que eso podría haber quedado atrás.

Las mineras australianas no están solas en sus recortes de producción. China, que además de ser el mayor consumidor mundial de carbón también es el principal productor, dijo el miércoles que reducirá sus metas de producción de carbón en tres regiones productoras importantes en hasta un 7%.

Elfinanciero.com.mx
Portal Minero